sábado, 24 de junio de 2017

Annabelle Ríos Badillo


La portada de "Un rincón del corazón que nadie pisa", ha sido diseñada por Annabelle Ríos Badillo, ilustradora, fotógrafa y diseñadora gráfica... Pero sobre todo una persona con la que es fácil conectar y que es imposible no llegar a apreciar.
Me enamoré de su obra cuando vi una de sus acuarelas, en la que aparecía una niña soplando un diente de león. Me decidí a hablar con ella y esta es nuestra primera colaboración.



Un rincón del corazón que nadie pisa

Con mucha ilusión os presento esta novela que se publicará en Amazon, el mes de julio, formando parte del Concurso on line de autores independientes Indie 2017.
.
Os dejo la sinopsis de mi libro, en él he dejado parte de mí, esperando llegar a una parte de vosotros.
.
Esta novela se abre paso a paso, desde el corazón, a un lugar donde las historias se entretejen entre las sombras de los recuerdos y la necesidad de reinventarse.
Descubrirás un mundo de soterradas voluntades y afanes secretos.
Saborearás el placer de las pequeñas cosas, el valor de las personas que permanecen cuando todo se desvanece
y cómo el amor puede hacerte bailar bajo la lluvia.

Resultado de imagen de cenefas de mariposas
Cuando empecé como cuenta cuentos nunca imaginé que mi pequeño mundo pudiera formar parte de una comunidad, cada vez mayor, de escritores y personas amantes de la lectura. 
He tenido la suerte de conocer a personas vitales, creativas y soñadoras que comparten mis inquietudes.
He conectado con personas que sin apenas conocerme me han regalado su apoyo y su cariño.
Me he sentido arropada por las palabras y abrazos, que amigos y compañeros me han dedicado...

No puedo sentirme más agradecida.

Esta es toda la magia que necesito

Imagen relacionada

Tiempo atrás no me hubiera atrevido a plasmar en unas páginas las emociones y sentimientos que ahora he descrito.

Ahora no puedo dejar de escribir.
En tu mano está abrir mis páginas 

y conseguir que todo esto tenga un sentido.

sábado, 3 de junio de 2017

Banda sonora

Tuve la suerte de nacer en el seno de una familia con una madre que  me asombraba  con sus cuentos e historias, aún me encanta escucharla, y un  padre que me transmitió su amor por la música y la fotografía.

Quizás por ello, tengo debilidad por perderme entre nubes y paisajes imaginarios.

Gracias a mi padre, mi infancia tuvo un telón de fondo en la que la música clásica y la banda sonora de muchas películas eran protagonistas. Crecí con Von Karajan,  El Claro de Luna, los Adagios de Albinoni, con piezas tan sencillas y especiales como  Greensleeves. También con  Ennio Morricone, El bueno, el feo y el malo, Candilejas de Charles Chaplin...

En la adolescencia fue mi padre el que me descubrió a Víctor Jara, Joan Baez, la música celta, Mike Oldfield, Enya.... Fue él, el que me regaló la música de Carros de fuego, La misión...

Se le acabó el tiempo y no pudo disfrutar de la música de El señor de los anillos, de Braveheart, El último mohicano, ni de tantas otras que sé que le hubieran apasionado.

Cuando queremos a una persona, nunca la perdemos del todo, lo mejor de ella queda para siempre entre nosotros.

Hace poco descubrí a Daniel García López, un compositor que junto con Minerva Gallofré pugna por abrirse camino con la  Editorial Tres inviernos. Ellos son un binomio creativo y evocador de sueños, ella escribe sobre  mundos fantásticos, él pone música a sus palabras.


He escrito una novela, Las Mareas del tiempo, pensando en un público joven de edad o de mente, pensando en la necesidad de concienciar sobre la necesidad de erradicar el acoso de nuestras escuelas. Tiene un trasfondo de fantasía en la que los protagonistas han de luchar por salvarse a sí mismos y a la humanidad. Para mí sería un sueño que una persona como Daniel pudiera poner música a mis palabras.

Y es que la vida,  mi vida, tiene banda sonora...



No hay música sin historia, 
ni música que no evoque una historia.






  Mike Oldfield     Enya



Resultado de imagen de mariposas música


Papá espero que haya dónde estés sigas escuchando la música
 o al menos así me gusta imaginarte.
Y no hagas caso de mis lágrimas, 
si ahora lloro es solo porque te quiero.


domingo, 21 de mayo de 2017

Me siento viva

Hace poco una persona, demasiado cercana, me dijo que "había empezado demasiado tarde a escribir".
Me entristeció.

Tengo 55 años y empecé a escribir cuando la vida me dio la oportunidad.

Es ahora cuando mi tiempo vuelve a mi, después de años de dedicar a mi familia y a mi formación lo mejor de mi  misma.

Tengo 55 años y muchos sueños, entre ellos, escribir y ayudar a que este mundo sea un poco mejor con mis cuentos.


Creo que el día que deje de soñar empezaré a morir un poco, pero ahora me siento viva, sueño y me muevo por mis sueños.


He enviado  un cuento  llamado Nubes en el cielo a una sola editorial de la que me encantaría formar parte.


Mi novela juvenil, Las mareas del tiempo,  un relato personal y arriesgado sobre el acoso escolar, quizás sea por fin publicada.


Estoy escribiendo una nueva novela en la que el amor y la capacidad de reinventarse son los protagonistas.


He contactado con una maravillosa ilustradora con la que iniciar un nuevo proyecto.


Me gusta la gente, leo, dibujo, hablo, comparto, me emociono, amo...


Lo siento, pero no es tarde, vivo el momento que puedo vivir, no tengo ningún otro e iré a donde mis pasos me lleven.






DEJA SOÑAR   Y   VIVE TUS SUEÑOS

miércoles, 17 de mayo de 2017


Desde aquí quiero agradecer a Mis cuentos infantiles la preciosa reseña que ha publicado.
Los escritores debemos mucho a personas que como ella dedican su tiempo a difundir y apoyar nuestros proyectos.
Sandra Alonso destaca además por ser una persona que apuesta por la creatividad en todas sus formas, por la educación en valores y por la importancia de la lectura desde las edades más tempranas.
Gracias por tu labor y por tus palabras.




domingo, 14 de mayo de 2017

Diez consejos para contar un cuento

Hace poco una mamá del colegio me  dijo que ella no le contaba cuentos a su hija porque no le gustaba leer y no sabía contar cuentos.  De esa conversación, en la que intenté por todos los medios convencerla de lo contrario, va esta entrada del blog.


 10 consejos 
para contar un cuento

1. Elige el cuento apropiado.
    
Busca en librerías o en bibliotecas ese cuento que está esperando conectar con el niñ@ que hay en ti.
Entra en Facebook y apúntate a uno de los maravillosos grupos de literatura infantil  que con mucha ilusión comparten sus experiencias y opiniones.
Busca en internet blogs de reseñas de cuentos, te sorprenderán y te motivarán con sus recomendaciones. 

2. Mima el momento
   
Elige un momento de calidad en el que poder contar el cuento.
Sin obligaciones ni prisas. Sin ruidos ni exigencias.
Un tiempo para compartir sonrisas y sueños.
   
3.Busca un buen lugar. 
   
Crea un espacio acogedor, con cojines, colores alegres o cálidos, en la cama antes de dormir... 
Puede ser simplemente a tu lado, pero que sea siempre un lugar para reencontraros.

4. Lee antes el cuento. 
   
Te facilitará su lectura si lo quieres leer al pie de la letra, también te permitirá  adaptarlo para un niñ@ pequeño o mejorarlo con tu imaginación y con lo que tu hij@ te motive al leerlo.

5. Saca partido a la portada.
   
Observarla juntos e intentar adivinar de qué va la historia. 
Valen todo tipo de comentarios, los divertidos, los disparatados, los que buscan despistar...

6. Intenta ser a la vez lector y cuenta cuentos.

Disfruta de la lectura cuando estás leyendo,  facilitarás que también disfruten escuchándote.
   
7. Déjate llevar.
   
Sé tu mism@, métete en el papel, interpreta, lee modulando la voz...
Ríe cuando toque reír, emociónate cuando las palabras o las imágenes te lo pidan.

8. Dale juego a las ilustraciones.
   
A menudo encierran más de una historia.
Hay que aprender a mirar y a valorar la expresividad o la belleza que evocan.

9. Lee siempre con la ilusión de la primera vez.
   
No importa si es la segunda o la número cien. Si tu hij@ te vuelve a pedir el mismo cuento, dejar volar la imaginación y sumergiros de nuevo en la aventura de redescubrir su libro favorito.  
      
10.Lee con corazón.
   
Si le lees con el corazón la magia surgirá, desplegando el mundo de la fantasía que cada cuento encierra. 
Conseguirás que esos pequeños momentos sean grandes y realmente especiales.


Resultado de imagen de libro mágico